El cuentahílos. Vértigo

por Clara Guzmán

 

Telademoda

© Florencia Rojas

 

Dicen los viejos del lugar, de cualquier lugar, que no hay nada peor que la soledad en compañía. Quizás la soledad en compañía dé vértigo. Esa sensación de inseguridad y miedo a precipitarse desde una altura es a veces menor que la indiferencia, que siembra granos de ansiedad en el alma. La cosecha es cada día más fecunda, porque cada día la legión de solos en compañía aumenta. Recogidos en nuestro mundo caminamos ajenos a lo que nos rodea; cada uno con su sintonía; cada uno con su silencio. Antonio Machado fue tan visionario que lo dejó escrito: “Converso con el “móvil” que siempre va conmigo”. Pero a veces, algunas veces, el móvil  también está fuera de cobertura.

(Foto: Florencia Rojas  www.florenciarojas.com)

10 comentarios

Calvin 17 septiembre 2012 - 15:29

You actually make it seem so easy with your presentation but I to find this matter to be actually something which I think I might by no means understand. It sort of feels too complex and very broad for me. I’m taking a look ahead for your subsequent put up, I will attempt to get the dangle of it!

Responder
maria varona. lacasasentida 22 noviembre 2011 - 20:24

me ha encantado el texto y la obra de Florencia Rojas, no la conocía, y entrar en su página con tu texto de la mano ha sido inmejorable. gracias

Responder
Ana Casquete Zapata 16 noviembre 2011 - 23:31

Clara, me parece una verdad como un templo. Cada día estamos más solos, y aunque no nos demos cuenta la sociedad nos ofrece más armas para no “necesitemos”relacionarnos con los demás, móviles, internet, ipad etc, dónde vamos a llegar?dónde quedan las charlas con los amigos??. Bsss

Responder
charo guerrero 16 noviembre 2011 - 22:48

clara precioso post, cuanta verdad hay en tu escrito, como siempre fantastico.Besossss

Responder
Rosa Cuervas 16 noviembre 2011 - 20:16

La frase de Antonio Machado me ha encantado. Muy actual. Y tu hilado con el texto como siempre exquisito.
Yo , sin embargo , cada vez estoy mas como mi madre ( a la que adoro dicho sea de paso)me gusta hablar hasta con el deconocido del autobús o en la sala de espera del médico. Será cosa de los genes. Siempre he necesitado y necesitaré el calor humano. El caso es que tambien en una cosa tan fria como facebook lo encuentro.
Besos querida Clara.

Responder
Gloria Bendita 16 noviembre 2011 - 18:15

Que placer Clara !!!, soy una fans number one…….

Responder
Martín 16 noviembre 2011 - 15:59

Querida Clara, por esto mismo es fundamental seguir a Platón y “No dejar crecer la hierba en el camino de la amistad”.
Un beso.

Responder
nicolas martin,, sevilla 16 noviembre 2011 - 11:45

Es peor sentirse solo estando a compañado que, por el contrario, sentirse acompañado estando solo. Hay distintos grados de soledad, la buscada por uno mismo es buena; llega a ser reparadora y gusta. La no deseada, por distintos motivos como la distancia o el ostracismo social, puede llegar a ser peligrosa.
Yo me quedo con Machado una buena tarde de domingo en la soledad de mi biblioteca.

Responder
Divina Pagana 16 noviembre 2011 - 9:03

Cierto; fatalísima la soledad en compañía. Y cada vez usamos mas aparatitos que nos ayudan a ignorarnos los unos a los otros. Aquí una usuaria avanzada de tanta cacharrería. Me lo apunto Clara; introspectiva en Miércoles por la mañana. Besos.

Responder
susana pagés 16 noviembre 2011 - 1:25

Clara, una buena reflexión!
Un beso

Responder

Deja un comentario

veinte − cinco =