EL CUENTAHILOS. SUEÑOS

por Clara Guzmán
Foto: © Rosa Blasco Camacho

A veces nos transportamos a otras etapas de nuestra vida, a otros lugares o simplemente a ese refugio inexistente que mitiga la rutina. Si eso es soñar, soñemos y si hay que despertar que sea lentamente, sin el sobresalto de una hora fijada en una perversa máquina. Salud para el alma, lo llaman unos; pérdida de tiempo, otros. Soñar es la más inocua de las medicinas. No tengas miedo de tomarla.

(Foto: Rosa Blasco Camacho (@rosablascocamacho). Texto: Clara Guzmán)

2 comentarios

Clara Guzmán 31 agosto 2020 - 20:58

Buenas noches, Agustín. Muchas gracias por tu comentario.. ¿Qué sería del ser humano sin esos sueños? Saludos desde Sevilla.

Responder
Agustin 31 agosto 2020 - 19:07

Coindico totalmente. En esos sueños, se sueltan aspectos y matices que en la vida ordinaria quedan ocultos, y valen la pena

Responder

Deja un comentario

veinte − 1 =