Impúribus, de novia

28 de Octubre de 2016

 

Telademoda

Vuelve Impúribus a telademoda.com porque en este blog valoramos lo bien hecho. Ese trabajo que está diciendo en un susurro que ha sido realizado con mimo, con dedicación y con entrega, porque se ha hecho pensando en emocionar a quien lo mire, a quien lo toque y, por supuesto, a quien lo elija para abrazar su piel. Ahora vuelve Impúribus con su colección de novias. Novias distintas; novias Impúribus.

Teldemoda

La artífice de Impúribus es Sara García. Tiene su taller, atelier para las que vayan de finas, en la calle Fernando VI, de Madrid. Allí está Sara García para explicar a todo el que quiera oírla que Impúribus proviene de la abreviatura de la locución latina in puris naturalibus, que significa “en estado natural” o “al desnudo”. Al desnudo como están sus prendas, porque no temen que las miren, que las inspeccionen.

Telademoda

“Mis novias no quieren ir de novia”, asegura, convencida que de lo que quieren ir sus novias es de ellas mismas. De eludir el disfraz para presentarse tal cual son en ese feliz día, anticipo de los que vendrán. La mujer que quiere ir de Impúribus en esa fecha tan importante no busca un vestido tradicional ni exagerado, sino que lo que pretende es vestir un diseño sencillo que a la vez sea original. ¿A que sí?

Telademoda

Siguiendo el mismo sendero que sus colecciones de “prêt-à-porter”, las novias de Sara García desprenden intemporalidad, minimalismo y distinción, ese adjetivo tan ansiado por unos y por otros pero tan difícil de conseguir. ¿Y cómo se alcanza? Pues con unas líneas depuradas, creatividad, unos tejidos de la más alta calidad y esa atención por los detalles, lograda cuando pones el alma en lo que estás haciendo.

Telademoda

Sara García recibe a las novias en su taller para conocer su personalidad, su estilo y la idea que traen consigo para ese día. Desde la primera cita, les ofrece distintas propuestas hasta dar en la diana, contando siempre con la novia para que sus sueños se vean reflejados en la prueba final, que, según Sara García, es un momento mágico. “El patrón no está al servicio del cuerpo, tiene identidad propia”, dice.

Telademoda

Pero añade: ” Eso sí, sin perder nunca de vista un objetivo fundamental: favorecer la silueta femenina”. ¿Y dónde está el secreto? Pues en que Impúribus, a pesar de su apariencia de moderna, basa su creatividad en la costura tradicional: puntadas invisibles, bajos realizados a mano, botones forrados, y la recuperación de la sastrería clásica. O sea, que por sus obras la conoceréis; conoceréis a la diseñadora zamorana Sara García.

Un comentario a “Impúribus, de novia”

  1. Lina 30 Octubre, 2016 en 14:02 #

    Me encanta el rosa y me encanta como está escrito.Te dan ganas de coger el AVE y plantarte en el taller de esta chica.

Deje un comentario