El guante de Rita Hayworth

18 de mayo de 2012

 

 

 Se cumplen veinticinco años de la muerte de la diosa del amor, como llamaban a Rita Hayworth, que ha pasado a la historia como Gilda, esa mujer voluptuosa que quiso sacar los pies del plato y, cómo no, un pusilánime Glenn Ford,  con la mano muy larga, le cortó en seco las alas . “Los hombres se acuestan con Gilda y se levantan con Rita”, dicen que decía con pesadumbre esta diva, que, a pesar de su azarosa vida sentimental, dicen que nunca fue feliz. Yo me quedo con su guante, esa arma arrojadiza contra los convencionalismos, las dobles morales y los alambicados pensamientos de aquellos grises años cuarenta del siglo pasado. Charles Vidor, el director de Gilda, quiso echarle un poco de brío a la monótona existencia y le salió una tesis doctoral sobre la condición humana.

 

 

Margarita Carmen Cansino no era gitana, como se pensaban en el Nueva York donde se había trasladado su padre, un bailarín nacido en Castilleja de la Cuesta, aquí al lado, para los que vivimos en Sevilla. Gitana no era, pero sí descendiente de judíos sefarditas. Su apellido Cansino así lo atestigua. Dicen que enajenaba a los hombres, que es una manera culta de decir que les daba con el calcetín, como solían referirse las abuelas de Ceuta, mi tierra, para dulcificar la rotundidad de esa palabra que usted está pensando. Protagonizó uno de los destapes más sutiles de la cinematografía de todos los tiempos. No nos olvidemos que estábamos en 1946. A los sones de la sensual “Put the blame on mame” se iba despojando de aquella exuberante tela de satén para algunos y de aquellos prejuicios para otros. Rita Hayworth echó el guante a una sociedad que más tarde quedaría atrapada por otro tipo de redes. Siempre, de una manera u otra, estamos atrapados. Murío víctima de la enfermedad del Alzheimer, pero nosotros no la hemos olvidado.

25 Responses to “El guante de Rita Hayworth”

  1. Foster 17 septiembre, 2012 at 14:48 #

    If only everyone knew it

  2. CECILIA 31 mayo, 2012 at 13:03 #

    Que bonito, vaya niños más guapos. Que arte hija mía, me alegro mucho que tengas tanto éxito con tus diseños, son preciosos, es que esta andaluza vale mucho. Olé mi Gema.

  3. Alejandro Reche Selas 22 mayo, 2012 at 0:29 #

    Yo nunca la olvidaré tampoco cantando la otra canción de la película, “Amado Mío” por cierto se rumorea que en la historia triangular en Gilda, de ella entre dos hombres, quien sobraba era ella….Lo pilláis ¿no? Genial el artículo Clara

  4. Fabiola 20 mayo, 2012 at 20:53 #

    Esta sensualidad que se deja para que la imaginación del espectador la concluya como más le guste, es , a mi entender,la más provocativa y sexi.¡Qué pena que los directores de cine actuales no se hayan enterado aún!Ni las artistas, ni las presentadoras….Es mucho más hermoso y atractivo aquello que se insinúa, que se entreve, que se intuye…Un tobillo de mujer de hace cien años era mucho más provocativo que esa cantidad de carne que se enseña en el cine actual que parece que se vende por kilos¡Hurra por Gilda!¡Una verdadera clase de seducción!

  5. Ana Casquete 20 mayo, 2012 at 18:42 #

    Imagines inolvidables las de Gilda, y tu estilo impecable.Enhorabuena

  6. Juan 20 mayo, 2012 at 17:56 #

    Pasamos de los dibujos de las mujeres de Arturo Elena a Rita Hayworth casi con el mismo traje. Rita, que como bien dice la bloguera, era de ascendencia española, fue el mito erótico de la generación de nuestros padres y uno lo entiende bastante bien viendo la sensual escena del baile. Mi padre me contaba que en los años 40, algún avispado quiso hacer negocio y realizó un montaje con la cara de Rita y un cuerpo desnudo de mujer. Esos fotomontajes se vendían, clandestinamente claro, indicando que así aparecía la actriz en la versión original de la película y que en España, la acerba censura franquista, se había encargado de cortar tales imágenes.
    Me sumo a la petición del libro.

  7. Este gráfico 20 mayo, 2012 at 12:30 #

    Me gusta este blog!

  8. Tula 19 mayo, 2012 at 21:27 #

    Me encanta este blog. No hay día qu e no me meta varias veces. Primero a leer lo que escribe esta señora y después a leer los comentarios. Algunos me encantan como lo que ha escrito este señor Juan . Lleva usted razón esto no tiene precio.

  9. Juan Garramiola 19 mayo, 2012 at 21:19 #

    Increible imagen la de Gilda quitandose ese interminable guante, no se puede ser mas elegante y sensual, creo que ese dia no solo cambio el mundo del cine, pienso que hay un antes y un despues en el mundo de la moda.
    Por cierto leer una entrevista de Clara Guzman no tiene precio, ser uno de los privilegiados de ser entrevistado por tan magnifica periodista deberia de ser carisimo.

  10. Antonio 19 mayo, 2012 at 16:32 #

    Me han pasado el enlace de este blog, lo leo y resulta que la escritora es paisana. No sabía que tuviera una paisana que escribiera tan bien. Enhorabuena,caballa.

  11. JULIA MUNILLA 19 mayo, 2012 at 11:10 #

    Es inolvidable. Que elegante y sexy era……….. que manera de quitarse un guante……

  12. Marilyn 18 mayo, 2012 at 23:38 #

    me sumo a Lo de que escribas un libro. Enhorabuena de nuevo Clara.

    Bs.

    que fresquito corre en mi terraza y la Fregkita comiendo gambas ¿que te parece?.
    Un beso.
    Espero conocerte algún día

  13. Jorge 18 mayo, 2012 at 22:33 #

    Aprendo mucho con este blog. No sabía que Cansino fuera un apellido judío. Qué barbaridad, este blog es muy bueno, señores.

  14. Carmen Herrador 18 mayo, 2012 at 21:09 #

    Gilda fue un modelo de sensualidad y valentía. Lo cierto es que no puedo llegar a imaginarme cómo sería en aquella época salir adelante tú sola, haciendo lo que más te gusta. Rita se parece mucho a Gilda, quizás por eso nos convence tanto el personaje. Me ha dado mucha pena enterarme de que “nunca fue feliz”. Su canción, su estilo, su película y su “torta” han sido clave en la historia. Al menos a muchos sí nos ha hecho feliz.

    Me ha emocionado mucho el texto, Clara 🙂

  15. olga 18 mayo, 2012 at 21:08 #

    Yo me disfracé una vez,a los 11 años,de ella en una fiesta de amigos! cómo me gusta esa escena en la que se despoja de los guantes,que entonces sí que podía considerarse un escándalo.Es de una sensualidad arrebatadora.Y esa maravillosa melena rojiza.Un mujer que rompió moldes,muchas veces,al definir un vestido decimos…”estilo gilda”,y todas sabemos de qué hablamos.Un beso,Clara!

  16. Mi Universo de Belleza 18 mayo, 2012 at 18:47 #

    Me encanta Rita Hayworth, creo que fue una mujer adelantada a su tiempo, elegantísima y con mucha clase.

    Buen post!

    Bss

  17. Carmen Pascual 18 mayo, 2012 at 18:17 #

    Fantastico post como siempre, un beso Clara.

    CarmenHummer

  18. Noe_Sev 18 mayo, 2012 at 14:14 #

    M sumo a la petición popular d un libro tuyo!! D verdad q ya no es lo q nos cuentas, sino la elegancia y estilo con el q lo haces q t deja con ganas d más!!
    Enhorabuena mi niña, eres la estilista d las palabras escritas!

  19. Sonia 18 mayo, 2012 at 13:32 #

    Nunca me canso de ver la escena del guante. Fantástica! Una mujer muy segura ante las cámaras, pero insegura y dependiente en la vida real.

  20. Mario 18 mayo, 2012 at 13:08 #

    Enhorabuena. que blog con más calidad, tan bien hecho y tan bien escrito.

  21. Rafael pasamar 18 mayo, 2012 at 11:58 #

    Magnifica descripción de una de las diosas del cine,,,,,, me encantaría que clara se decidiera a escribir un libro,,,seguro seria un éxito,,,,

  22. Marta Vera 18 mayo, 2012 at 10:24 #

    Queremos un libro tuyooooo!!!!

  23. Luis 18 mayo, 2012 at 0:28 #

    Me entero de muchas cosas en este blog, pero esto no es un blog es una revista

  24. Teresa 18 mayo, 2012 at 0:15 #

    Qué artículo más interesante. Esta señora es la bomba. Me refiero a Clara Guzmán

  25. Gloria Bendita 18 mayo, 2012 at 0:13 #

    Yo no soy ella…..pero alguna vez baié esa canción con el mismo espíritu!!!! FOR EVER

Leave a Reply