El cuentahílos. Triana, luces de bohemia

8 de mayo de 2011

 

Telademoda

© Agustín Montoya

Cuando fui a Roma por primera vez pensé que estaba en Triana cuando estaba en el Trastevere. No me pregunten por qué. Sería la T de todopoderoso que se balanceaba entre el Guadalquivir y el Tíber. Entre dos aguas. Yo había pasado de un barrio peculiar a otro. De un barrio diferente a otro cortado por el mismo patrón, en una ciudad que es un tapiz donde se ha bordado la historia. No es típico; no es tópico, pero la gente de Triana es distinta, tiene un sello particular. O a mí me lo parece. Una vez, la zapatera (le gusta que la llamen así) Pilar Burgos me hizo una observación: “¿No te has fijado en cómo chancletean las trianeras, con qué gracia, con qué sensualidad, con qué garbo?” Y entonces empecé a fijarme en la voluptuosidad de esas mujeres que iban y venían por el Altozano, por San Jacinto, por la calle Evangelista, con la natural solemnidad de quienes se saben admiradas. Eran mujeres seguras, sin ser altivas; elegantes en sus domésticos vestidos;  mujeres orgullosas de su procedencia, de su marchamo. Trianeras…Y no sé si quiero creer que Triana es distinta, un reducto donde se vive de otra manera, donde se siente de otra manera. No sé si me ha atrapado la tela de araña cernudiana de la realidad o el deseo, que tiene la misma raíz, he ahí la cuestión, de la shakesperiana ser o no ser, pero cuando paso por el puente de Triana les aseguro que las luces de bohemia me dejan deslumbrada.

(Foto: Agustín Montoya www.agustinmontoya.com)

20 Responses to “El cuentahílos. Triana, luces de bohemia”

  1. keynote speaker 30 noviembre, 2012 at 18:12 #

    This blog has got some extremely useful stuff on it. Thank you for informing me!

  2. Nuria Cobo 13 junio, 2011 at 0:08 #

    Bellisimo Clara.Me apunto siempre a Roma y siempre a Triana.

  3. maria luis astolfi 12 junio, 2011 at 23:02 #

    imposible que pase desapercibida esta entrada¡¡¡¡

    realmente te sientes en Triana

  4. Bruno 11 mayo, 2011 at 20:37 #

    Maravillosa foto. Me ha encantado. Felicito al fotografo.

  5. Alberto G. Puras 11 mayo, 2011 at 18:17 #

    Enhorabuena a los dos Clara, nunca paran de sorpenderme tus enfoques y los giros de tus textos, Agustín ya nos conocemos desde hace tiempo, enhorabuena y un abrazo muy fuerte, ánimo y ya sabes a triunfar al otro lado del charco, dejando el pabellón muy alto !!

  6. Eulalia 11 mayo, 2011 at 17:47 #

    Preciosa fotografía. Impactante.

  7. María del Mar 9 mayo, 2011 at 23:52 #

    Yo también creo que Triana es diferente, diferente es también la foto. Felicidades.

  8. asuncion babio fillol 9 mayo, 2011 at 16:28 #

    Preciosa la foto, acompañada de un texto esplendido.
    Felicidades Clara y chapó para el fotografo.
    asun

  9. Inés 9 mayo, 2011 at 12:54 #

    Muy bonita la foto.

  10. Jose 9 mayo, 2011 at 8:33 #

    Excelente fotografía. Les recomiendo su página web. Es un fuera de serie.

  11. karen yasmin hernandez navarro 9 mayo, 2011 at 2:52 #

    Esta hemosa la fotografia es una maravilla de arte….felisidades al autor…

  12. Felisa 8 mayo, 2011 at 22:42 #

    Parece un puente de plata. Felicidades al autor de esta esplendida fotografia.

  13. ¡¡ojuquecalo¡¡ 8 mayo, 2011 at 21:59 #

    a ¡¡ojuquecalor¡¡ le gusta la foto

  14. Ana 8 mayo, 2011 at 21:54 #

    La foto es GENIAL. Soy trianera y me siento perfectamente identificada con el texto. Ole y ole

  15. María Luisa 8 mayo, 2011 at 21:34 #

    Felicidades al fotógrafo. Ha sabido captar la esencia de Triana.

  16. Ignacio 8 mayo, 2011 at 21:31 #

    Qué preciosidad de foto. Me he emocionado leyendo también el texto.Mi mujer es trianera, su madre y su abuela y son como se dice ahí. Qué buen fin de feria

  17. Goyo 8 mayo, 2011 at 20:49 #

    Muy buena foto y muy buen texto. Yo también creo que las trianeras son así.

  18. Juan Soldado 8 mayo, 2011 at 20:31 #

    Un diez para esta foto.

  19. Eva Luna 8 mayo, 2011 at 20:18 #

    Preciosa foto y precioso texto. Qué blog tan interesante.

  20. Loli 8 mayo, 2011 at 20:13 #

    Preciosa foto, preciosa. Qué maravilla.

Leave a Reply