La esencia de Manolo Obando

20 de julio de 2009

Manuel Obando

Nos recibe con su bata blanca. La misma, bueno, la misma hechura que usa el maestro cordobés de la aguja Elio Berhanyer. Y la misma que me cuenta llevaba otro maestro, Yves Saint Laurent. Manolo Obando es tan tímido como entrañable. Por eso sabemos que no es una pose su fobia a las fotos. Menos mal que Nieves Sanz es tan buena en su oficio que hilvana con soltura la sesión y al final, y a pesar de los nervios del modista, no hay necesidad de llamar a las asistencias.

Manolo Obando es como ese chico que se conoce de toda la vida y con el que se pega la hebra sin temor a que a la vuelta de la esquina te corte un traje metafórico, usted me entiende. Acaba de aterrizar en la sevillana calle Placentines, tomando el testigo del gran Tony Benítez, al que venera, y anda el hombre con la preocupación inherente al profesional de si sabrá estar a la altura de su predecesor. Una preocupación que conmueve cuando le confiesa a la periodista que confía en que Dios le ayude. “Soy creyente, católico practicante, y no tengo por qué ocultarlo, además el espíritu del cristianismo es más liberador y moderno que otros movimientos a los que se suele aferrar la gente”.

Y tras esta declaración de principios y la contemplación de sus maravillosos trajes de novia, entramos de lleno en la entrevista, entre disculpas por no tener todavía a punto su taller de costura y muestras de orgullo de cómo está adaptando el sancta santorum de Tony Benítez al estilo y al momento Manolo Obando.

_Señor Obando, ¿quién es usted?
_Soy de Utrera y empecé cosiendo a las señoras de mi pueblo, pero me fui a Madrid y sin desvincularme de mi tierra, a la que volví hace un lustro, estuve veintidós años trabajando en mi taller. Entonces, sin dejar nunca la costura, tenía mi firma de prêt-à-porter llamada Obando, una marca que estuvo mucho tiempo en el mercado. Ir a Madrid significaba meterme en el circuito de las pasarelas, pero yo prefería hacerle un traje directamente a la clienta, porque me gusta la esencia de las cosas y no soporto lo superfluo y lo pretencioso, aunque parezca una contradicción en este mundo de la imagen donde todo es tan cambiante. Lo que hoy impacta, mañana no vale nada. Lo que no pasa por el filtro del tiempo no vale la pena. Tony Benítez siempre lo dice, cuando un traje de hace veinte años sigue siendo bonito es que ha merecido la pena hacerlo. Al hablar de esto me acuerdo de Yves Saint Laurent, con el que me crucé más de una vez por las calles de París, enfermo, caminando despacio y con los claros indicios de estar medicado. Me provocaba mucha ternura, sobre todo porque en sus últimos años de vida fue muy maltratado por la Prensa, que lo tildaba de desfasado.

_ ¿Para triunfar hay que irse irremisiblemente a Madrid?
_Ahora no. El mundo ha cambiado mucho con Internet, pero para triunfar verdaderamente hay que irse a París.

Vestirse es divertirse
-¿Usted es modisto, modista, diseñador, creador?
_ Yo soy modisto y que me perdone la Real Academia de la Lengua. Desde niño soñaba con ser diseñador, pero cuando me metí en esta profesión preferí ser modisto. He descubierto que me gusta el trato directo con la persona y con los tejidos, fundamentalmente a la hora de inspirarme. El diseñador es más industrial, se dedica preferentemente a hacer estilismo y además a mí no me mueve el mundo de la imagen efímera de las grandes marcas o empresas.

_ Pero la imagen pesa mucho, ¿no le parece?
_Sí, desgraciadamente vivimos en la dictadura del físico y, aunque le sorprenda, es en lo último que me fijo. Lo que primero me llama la atención es el espíritu, el alma de la persona que tengo delante. La observo cuando se pone contenta con un color, con una hechura. Vestirse es divertirse, es estar contento, no amargado por un gramo de más o porque hemos cumplido cincuenta años. El físico es el envoltorio de lo esencial. En la actualidad lo único importante es la apariencia y el momento presente, cuando la realidad es que nos hacemos mayores, pero eso implica que nos vamos enriqueciendo.

La belleza del ser
-Entonces, ¿qué es para usted la elegancia?
_La elegancia, a la que yo llamo la belleza del ser, no se puede fingir. Es curioso pero la gente se da masajes pero no mima su interior. Se maltrata por dentro y se cuida por fuera. Mi papel en la moda sería embellecer y vestir el ser espiritual que todo el mundo tiene. Que la seguridad de la persona parta de quién es ella por dentro no del hecho de tener menos arrugas. Personalmente en mi interior encuentro las fuerzas para trabajar.

_Isabel Toledo, la autora del traje amarillo limón que Michelle Obama llevaba el día de la toma de posesión de su marido, dijo en una entrevista que “necesitamos formar a una nueva generación que se dedique a la moda por amor, no por marketing”, ¿está de acuerdo?
_Eso podría haberlo dicho yo, al igual que la afirmación de que hoy la gente sólo quiere fama, cuando la fama debe ser muy incómoda porque te condiciona toda tu vida.

_Yves Saint Laurent decía que no hay nada tan difícil como vestir a una sueca y nada tan fácil como vestir a una mujer de color, ¿lo suscribe?
_Estoy de acuerdo con la frase, pero también en que Michelle Obama es una mujer sencilla y eso habla mucho en su favor. De todas formas, es fácil vestir a todo el mundo y también difícil porque es cuestión de encontrar a la persona detrás del físico.

_ ¿Cambian los conceptos en época de crisis?
_Las crisis sirven para hacer una criba, pero también para agudizar el ingenio y continuar. Los que hacemos las cosas en plan artesanal tenemos que estar fuertes y no bajar el nivel de calidad, aunque habrá que adaptarse a ganar un poco menos.

_ ¿Corren malos tiempos para la moda?
_Corren tiempos difíciles para todos y hay que equilibrar el nivel precio-calidad. Respecto a lo creativo hay una dinámica muy nociva del todo vale. Hay señoras que se atreven con todo y es como si se castigaran, como si se odiaran. ¿Que puede ser consecuencia de la crisis? Quizás, pero el modo de luchar contra ella es embelleciendo las cosas. Es difícil sacar cosas positivas en plena crisis, pero el esfuerzo es mucho más enriquecedor.

_Agatha Ruiz de la Prada dice que la muerte de la alta costura está llegando.
_La alta costura es como la madre de ese mundo de tendencias. Me da pena que, por ejemplo, Lacroix cierre. La solución podría estar en encontrar gestores para el mundo de la alta costura. Las grandes firmas se han mantenido con sus líneas de cosméticos, de accesorios…y lo ideal sería que hubiera un equilibrio en los precios.

_ ¿Considera que la creación en España está muy poco valorada?
_ Tenemos mucho que aprender. Hay cierta incultura de moda, del gusto por el bien vestir y por llevar cosas bien pensadas y desarrolladas.

_Volviendo a su admirado Yves Saint Laurent, el diseñador recientemente fallecido dijo que la moda no es un arte, pero para trabajar en moda hay que ser artista, ¿está de acuerdo?
_Totalmente, a veces incluso pienso que, desgraciadamente, soy un artista, porque mi profesión es esclavizante debido a que soy muy perfeccionista.

15 Responses to “La esencia de Manolo Obando”

  1. gold bullion 25 diciembre, 2012 at 19:30 #

    Pretty! This was an extremely wonderful article. Many thanks for providing these details.

  2. Isaiah 17 septiembre, 2012 at 15:51 #

    I love google for finding me sites like this

  3. jose luis obando y beatriz loyo 15 abril, 2011 at 17:47 #

    tito somos bea y jose nos alegramos de tu gran exito en lo que te gusta..
    muy buena la entrevista
    un beso y un barazo de bea y jose “tus sorbinos´´ te quieren

  4. Esperanza 16 noviembre, 2010 at 17:39 #

    Hola Manolo, estoy agradecida con Juan Carlos que me envió esta pagina para que viera tu entrevista…Es que no te podes imaginar como me siento de indentificada con todo lo que dices. Tambien quiero felicitarte por todos tus logros, pienso que El Señor te ha puesto en medio de muchas necesita no solo de ponerse algo bueno, sino, tambien de escuchar una palabra!!!
    Con todo mi cariño y respeto.
    Un abrazo muy fuerte
    Esperanza

  5. Patricia 6 octubre, 2010 at 19:20 #

    Hace 2 años conocí a Manolo, me casaba en diciembre y no encontraba “mi vestido”, una buena amiga de mi madre me lo recomendó. Cuando entré en su taller de Utrera de la mano de mi madre, enseguida nos miramos cómplices porque habiamos encontrado el sitio perfecto para un vestido tan especial. Una boda en invierno!!! todos me habian mirado como a una loca hasta ese momento, en el que Manolo me dijo, “no te preocupes que te hacemos un vestido invernal maravilloso”.

    Y así fue, lo mas dificil fue decidirme por el tejido, pues en casa de Manolo Obando tienen las telas más bonitas y de calidad que he visto nunca. El diseño fue espectacular, un vestido que se adaptaba perfectamente a mis gustos y a mi silueta, completado con un maravilloso abrigo de seda con fajín de terciopelo que causó gran admiración en cuanto bajé del coche en la puerta de la iglesia. Sentí una gran satisfacción cuando me dijeron que era el vestido más bonito que habian visto nunca.

    Guardo mi vestido como un tesoro, prque me lo regaló mi abuelo, por ser una preciosidad, y porque espero que mi hijita de 1 añito me lo ida algún dia para subir al altar…….

    Gracias Manolo por hacer realidad mi sueño y vestirme el día que cambió mi vida.

  6. Catalina Montoya 10 diciembre, 2009 at 22:37 #

    Hola corazón:
    Como siempre,no me cabe la menor duda, de que eres el mejor en lo tuyo ; pero sobre todo eres de las personas más bellas que he tenido el gusto de conocer y eso pesa en tí más que nada ( basta con mirarte a los ojos para saberlo ) . Te quiero…

  7. Paula Susín 21 septiembre, 2009 at 11:58 #

    Hola Manolo
    No sé si leeras estos comentarios y tampoco si te acordarás de mi. Me hiciste el traje de novia hace nueve años. Yo estaba en Madrid y fui a Utrera para hacerme las pruebas, fue justo cuando te decidiste a volver a tu tierra. El vestido fue un éxito. Desde entonces he querido saber de tí y no sabía donde estarías. Ahora que sé que estás en Sevilla, me pasaré cuando vaya por allí y espero poder ver tu colección y saludarte. Muchos besos.

  8. Carlos 1 agosto, 2009 at 20:20 #

    Esperaba más comentarios. Sé que la gente te quiere y eso que, supongo, no te conocen como yo y el resto de tus hermanos. La entrevista me encantó, digna de los mejores entrevistadores que han sido, pero tú, Manuel, fuieste quien llenaste las dos páginas del ABC con esa forma tuya sencilla y sensible de decir siempre lo que piensas y sientes. Sigue siempre así. Shalom. Que Él te bendiga

  9. Amparo Albero González 27 julio, 2009 at 23:58 #

    Clara, te agradezco que acerques, a través de tu blog, la personalidad y trabajo de Manolo Obando “a todo el mundo”. Todo en él es elegancia, profundidad, sencillez. Trasmite lo que siente, lo que es: “Vestirse es divertirse, es estar contento, no amargado por un gramo de más o porque hemos cumplido cincuenta años.”
    Estoy totalmente de acuerdo con Reyes.
    Tengo la suerte de conocerle y contar con alguno de sus diseños. Mi traje de novia (hace 20 años) todavía se recuerda.
    Ya es hora que se haga justicia a este gran maestro de la costura. ¡FELICIDADES, MANOLO!.

    Un saludo.

  10. Mª Carmen R. Matute 27 julio, 2009 at 19:58 #

    Hola Clara: Nuestro centro Cairys, Psicología y Bienestar, valora la esencia que transmite Manolo Obando a la hora de trabajar y relacionarse con sus clientes: “El interior de las personas”. Conocemos a Manolo desde sus inicios y nunca ha perdido ese atibuto.
    Tu artículo nos ha parecido muy interesante y nos gustaría publicarlo en nuestro blog para dar a conocer a nuestros lectores la Extraordinaria persona y el Majestuoso artista que encierra “Obando”.
    Gracias por todo y saludos.

  11. Ana Arévalo Jiménez 26 julio, 2009 at 18:46 #

    Clara, gracias por habernos acercado al maravilloso MUNDO DE OBANDO.
    Desde que tengo uso de razon en cada gran acontecimiento social de mi vida he visto pasear y lucir piezas de Manuel deseando siempre poder llegar a lucir uno de estos.Ahora con casi una treintena no dejo de ilusionarme y apasioname con la sesibilidad y el hacer de este gran artista, si; artista por modela y compone con un gran sentido armónico que no solo estético.

  12. reyes rodriguez matute 26 julio, 2009 at 18:25 #

    hola clara ante todo felicidades por el articulo porque has sabido plasmar en la entrevista la verdadera esencia de Manuel Obando , yo soy una gran admiradora de el ,como persona ,mantenemos una amistad de mas de 20 años, y como MAESTRO en su oficio ,ya que cada traje que sale de su taller es como una obra de arte sabe vestir a la mujer con ELEGANCIA con mayusculas como pocos . Yo tengo trajes desde casi sus comienzos y siempre he recurrido a el para vestirme en cualquier acontecimiento importante que he tenido y me he sentido agustisimo con el trabajo realizado,por supuesto conte con el para que realizara mi traje de novia “maravilloso ” no solo el mio cualquiera de los que han salido de sus manos son verdaderas OBRAS DE ARTE .MUCHAS FELICIDADES DE NUEVO HASTA PRONTO

  13. maria jose acosta sanchez 25 julio, 2009 at 21:14 #

    Hola Manolo,

    Hace mucho tiempo que no sabia nada de ti, pero siempre te he recordado con cariño y nostalgia, la ultima vez que te vi, fue por madrid y me hablaste de tus inquietudes y tus nuevos cambios.

    me alegro que te vaya muy bien, si algun dia voy por sevilla , me gustaria verte y si no te importa me podrias mandar tu mail personal y hariamos algun comentario.

    muchos besos y hasta pronto

    maria jose acosta

  14. Manolo Giraldo 23 julio, 2009 at 0:57 #

    !IDEAL!. Como siempre, consigues sacar la esencia a la persona que entrevistas, ademas de tener una pluma preciosa!!. Me ha encantado.Felicidades por este blog.

  15. Asun 22 julio, 2009 at 10:05 #

    Me encanta, como siempre consigues transmitir lo que verdaderamente son las personas. Gracias por dejarme compartir contigo éste block para asi, poder saber de ti, de tu trabajo, y de tu esencia, la que dejas impregnada con todo lo que tocas. Muchos besos.

Leave a Reply